banner app interiorPNG


Un peón rural falleció por las bajas temperaturas

Con temperaturas que llegan a los -20º, la Ola polar se hace presente en la provincia de Santa Cruz y Chubut. En las últimas horas una persona murió por las bajas temperaturas. Además se encuentra comprometido la circulación de vehículos y el agua potable.
Ampliar
Caminos anegados por la nieve

El peón rural Domingo Nahuelqueo, de 68 años, se convirtió en la primera victima de la ola polar que sacude al sur del país al encontrarse el lunes a la tarde su cuerpo en el puesto "Pampa Triste" de la estancia "La Laurita", situada a 100 kilómetros al sur de la localidad chubutense de Gobernador Costa, en el extremo sudoeste de la provincia

"Nehuelqueo murió de hipotermia" dijo a Télam César Lloyd, jefe de la comisaría de esa localidad, y agregó que el deceso "se produjo el fin de semana pero recién pudimos entregarlo hoy a los familiares porque nos costó mucho llegar a ese puesto por la nieve acumulada y porque no teníamos forma de trasladarlo”.

Lloyd detalló que “primero intentamos llegar con un Unimog de la Gendarmería pero no pudimos porque se rompió, luego con los bomberos hasta que llegamos al puesto. Allí constatamos el deceso pero no pudimos trasladarlo”.

“Recién hoy pudimos completar el trámite y entregar el cuerpo a los familiares” describió el policía y remarcó que en el lugar la temperatura el fin de semana fue de 20 grados bajo cero.

Se estima que el peón para mitigar el frío consumió bebidas alcohólicas que afectaron sus sentidos y no pudo encender el fogón como para hacer frente a la helada.

“Lo encontramos tendido en el piso con el fogón totalmente apagado y con una botella de aguardiente” describió el comisario.

Para llegar a la estancia La Laurita hay que hacer unos 100 kilómetros desde la ruta 40 hacia el sur y allí ingresar al extenso establecimiento, en donde el puesto "Pampa Triste" es uno de los cinco que hay en la estancia.

Ola polar: 20 grados bajo cero

La fuerte ola polar sacude a todo el sur pero en especial a las provincias de Chubut y Santa Cruz, con fuertes nevadas y temperaturas bajo cero que según el Servicio Meteorológico persistirán durante toda la semana.

En las últimas horas varias localidades quedaron aisladas y cientos de camiones permanecen varados al ser sorprendidos en las rutas, lo que complica el aprovisionamiento de alimentos y la llegada de gas licuado para calefaccionarse a decenas de poblaciones.

En Chubut hay rutas cortadas, escuelas sin clases por el temporal que comenzó el pasado viernes y se transformó en “el más importante de los últimos 30 años”, aseguraron hoy las autoridades provinciales de Defensa Civil.

El fenómeno obligó a declarar a la provincia en emergencia climática pese a que hoy el cielo amaneció despejado y no había viento.

Cientos de camiones fueron sorprendidos en las rutas chubutenses y muchos se dirigían hacía Santa Cruz con alimentos, lo que causa una demora en el aprovisionamiento para esa provincia.

Defensa Civil de Chubut indicó que desde el sábado último todas las rutas nacionales permanecían cortadas al tránsito por la presencia de hasta 50 centímetros de nieve en la calzada, además de hielo sobre las banquinas, lo que provoca un alto nivel de congestión sobre todo en las cabeceras del corte.

“Nosotros estimamos que en Trelew están esperando para seguir hacia el sur por lo menos 120 camiones” indicaron voceros de la Seccional Cuarta de la Policía provincial, con jurisdicción en la zona del retén, aunque el número es mayor si se computan los transportistas que, advertidos del corte, detuvieron su marcha más al norte, como Puerto Madryn o Arroyo Verde.

Desde el sur de la provincia la situación es similar a la altura de Comodoro Rivadavia, donde el corte fue dispuesto por Defensa Civil, pese a la queja de los transportistas que aseguran estar acostumbrados al tránsito en esas condiciones.


El director de comunicaciones, Walter Flores, aseguró que en esa zona “el tránsito es imposible hasta con vehículos cuatro por cuatro porque hay mucha nieve acumulada y la banquina está invisible”.

El funcionario admitió su preocupación por la situación de los ocupantes de vehículos que se quedaron varados en el tramo de 250 kilómetros. de la zona crítica, entre Uzcudun y bajada Ferrays donde se estima que hay alrededor de 30 camiones y vehículos de menor porte que no pudieron seguir, aunque aseguran que “no se reportaron víctimas”.

Las autoridades de educación dispusieron ayer la interrupción de las clases en las escuelas de la meseta central y toda la zona de la cordillera.

A todos los inconvenientes causados por el frío, hoy se sumó la interrupción de la potabilización del agua en varias localidades, que reciben del dique Florentino Ameghino, por el alto nivel de turbiedad que arrastra el cauce del río Chubut, causada por las lluvias que aportaron sedimentos desde la laderas.

En Santa Cruz, rige desde el domingo a las 20 una restricción total de circulación en las rutas mientras los colectivos de larga distancia mermado su actividad al mínimo ara no dejar incomunicadas a las localidades, haciendo viajes exclusivamente de día.

La localidad Gobernador Gregores, en el centro de la provincia, fue declarada en emergencia hoy "por falta de distribución de Gas Licuado de Petróleo (Glp) con suspensión de actividades en todo el ámbito de la localidad", de acuerdo a un decreto de la comuna.

En tanto en Los Antiguos, en la precordillera, al noroeste de esa provincia, la intendencia instó a los vecinos a cuidar al extremo el gas que les queda de reserva.

Las autoridades aseguraron que muchos de los más de 300 camiones que quedaron varados por el temporal en la ruta nacional 3, a la altura de Garayalde (provincia del Chubut) eran los que traían las provisiones a las distintas localidades de Santa Cruz .

Pero las autoridades de Gendarmería Nacional aseguraron que podrán despejar las rutas para restablecer la circulación.
Además de Gregores, otras localidades se declararon además en emergencia ante la imposibilidad de que los camiones que transportan el GLP puedan llegar a los lugares de destino.

La intendencia de Río Gallegos tiró sal y algo de anticongelante en las calles para evitar que se congelen e inclusive el sábado pasado "se congeló el gasoil de los camiones", dijo un vocero comunal

Te puede interesar