banner app interiorPNG


El clásico del fútbol rosarino con un saldo de dos muertos

Deportes 20/10/2014
Una de las víctimas tenía 40 años y recibió un disparo. La otra, murió luego de recibir una puñalada. Varios heridos fueron atendidos, incluido un jefe policial de Rosario.
Ampliar
Imagen ilustrativa.

Dos personas fueron asesinadas cuando terminó el clásico rosarino que se jugó este domingo en el estadio Rosario Central. Se trata de dos hombres, uno fue baleado y el otro acuchillado. Hay una persona detenida. A los homicidios, se sumaron varios heridos que fueron atendidos en el Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca). Todos los casos fueron vinculados al resultado futbolístico.

Fuentes policiales informaron que este domingo se registraron dos homicidios luego de que terminara el partido entre Rosario Central y Newell´s. Cerca de las 18.30, Martín A. de 39 años fue alcanzado por un disparo en la región dorsal en las inmediaciones de Brasil al 1300.

Según trascendió en un primer momento, una persona salió ofuscada por el resultado del encuentro, abrió fuego y lesionó a la víctima que sería hincha de Central. Luego, en contacto con el periodista Fernando Carrafiello, los vecinos de la zona confiaron que la víctima era hincha centralista y que había ido a charlar con un hombre seguidor de Newell´s. Mientras conversaban, otro hincha leproso habría salido de una de las viviendas y disparó al seguidor canalla. Aunque identificado, se dio a la fuga.

En tanto, Lautaro B. de 22 años fue herido con un arma blanca. Su padre lo llevó al Heca donde murió a las 21:00 horas. Personal de la seccional 18ª y de Gendarmería detuvo a un presunto autor, con un cuchillo entre sus pertenencias.

Además de las dos muertes, unas 8 personas fueron atendidas en el Heca por diversas heridas. Su titular, Néstor Marchetti, confirmó que tuvieron que asistir a personas que fueron atacadas en momentos posteriores al clásico.

Un hombre sufrió un politraumatismo de cráneo tras ser empujado de un colectivo. Otra de las víctimas fue una niña de 13 años que fue atendida por un corte en el cuero cabelludo.

Por su parte, el periodista Hernán Funes señaló que antes de que comience el partido, un presunto barra brava de Central fue detenido por portar una Magnum 357, cartuchos y pirotecnia. También confirmó que un jefe policial fue herido el acceso al estadio y tuvo que recibir atención médica.

 

 

Fuente: Rosario3.com

Te puede interesar